España, nominada a los Fossil Fuel Subsidy Awards por su apoyo al carbón

Time to vote! (2)

El Instituto Internacional de Derecho y Medio Ambiente (IIDMA) junto a GOB (Grup Balear d´Ornitologia i Defensa de la Naturalesa) han nominado a España para los premios europeos Fossil Fuel Subsidy Awards por otorgar ayudas destinadas a generar electricidad con carbón, uno de los combustibles más contaminantes y dañinos para la salud y el medio ambiente en las Islas Baleares . Los Fossil Fuel Subsidy Awards son una iniciativa de la ONG CAN Europe (Climate Action Network), que denuncia a los Gobiernos que apoyan con recursos públicos actividades perjudiciales para el medio ambiente a pesar de los compromisos suscritos. Ambas organizaciones invitan a votar en los premios con la intención de  poner de manifiesto el escaso apoyo a la inaplazable transición energética limpia en las Baleares. La votación está abierta en la página web: http://www.caneurope.org/fossil-fuel-subsidies-awards

En el caso de las islas Baleares, a pesar de los sobrecostes de generación por el hecho de ser un sistema insular y de la apuesta  del gobierno de las islas por las renovables y la transición energética, el Gobierno central se niega a facilitar el cierre de la central de Es Murterar, algo que ambas ONGs denuncian. Las energías renovables sólo suponen un 2% de  la energía de las Islas Baleares; a pesar de ello, nunca se han realizado subastas de renovables. Asimismo, el Ministerio de Energía ha rechazado el plan de transición energética del Govern, que incluye cerrar la central de Es Murterar de forma progresiva. Esta necesaria transición se está dificultando no únicamente  con subvenciones sino también a través de instrumentos normativos: el Ministerio ha advertido sobre su intención de legislar para impedir el cierre de centrales térmicas en España.

Generar esta electricidad en las islas tiene un sobrecoste de entre 400 y 500 millones de euros al año, sufragado con dinero público, vía facturas de la luz y otros impuestos.

El área tiene uno de los niveles más altos de ozono troposférico de España debido a la combinación de procesos de combustión y tiempo cálido. Esta sustancia es causa principal de problemas respiratorios. Algunos estudios atribuyen alrededor de 54 muertes prematuras anuales a las emisiones de NOx, SO2 y partículas de esta central.

“Es inconcebible que se estén proporcionando ayudas a actividades tan perjudiciales para la salud y el medio ambiente con recursos públicos y bloqueando una transición inevitable hacia las energías limpias. Hemos adquirido compromisos en tratados internacionales para reducir emisiones y evitar estos daños además de para prevenir el cambio climático, una lucha de la que depende el futuro de todos” afirma Massimiliano Patierno, Portavoz de IIDMA.

“Cerrar la central térmica Es Murterar es una pieza clave tanto para evitar los sobrecostes que implica generar en una central vieja y poco eficiente con el peor de los combustibles fósiles en relación a las emisiones de GEI, como para garantizar la verdadera transición energética en las Islas Baleares.” dice Margalida Ramis, portavoz del GOB.

 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

Cookies Policy

This website uses cookies to for ease of use and navigation. If you continue navigating this website you are giving consent that you accept the use of said cookies and our own cookies policy.

ACEPTAR
Aviso de cookies