El Gobierno de Cantabria prevé aprobar una moratoria para que la multinacional Solvay siga utilizando mercurio, altamente tóxico y prohibido por la UE

El Instituto Internacional de Derecho y Medio Ambiente (IIDMA) interpondrá las acciones legales oportunas para evitar que la Consejería de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social del Gobierno de Cantabria permita a Solvay seguir utilizando mercurio para producir cloro, desafiando así a la Unión Europea.

La Dirección General de Medio Ambiente de Cantabria tiene previsto aprobar una moratoria para que la multinacional Solvay pueda seguir utilizando celdas de mercurio para producir cloro en su planta de Torrelavega hasta 2019, vulnerando así la Directiva de Emisiones Industriales (DEI) que obliga a acabar con esta práctica a todas las instalaciones de cloro a más tardar en diciembre de 2017. Desde IIDMA interpondremos todas las acciones legales oportunas para que esto no suceda.

El mercurio y sus compuestos son extremadamente tóxicos para el ser humano, los ecosistemas y la vida silvestre.  Tras el envenenamiento masivo por mercurio que tuvo lugar en la ciudad japonesa de Minamata y causó la muerte de más de 2.200 personas, la ONU impulsó el Convenio de Minamata que entrará en vigor el próximo 16 de agosto. La UE y varios países miembros ya han ratificado este Convenio, algo que España aún no ha hecho.

Si el Gobierno de Cantabria lo permite, además de violar el derecho de la UE, sentaría un grave precedente para toda la UE puesto que otros sectores a los que se les aplica la DEI podrían seguir este ejemplo” señala Ana Barreira, directora de IIDMA. Solvay sí ha realizado las inversiones necesarias en Alemania, Bélgica, Francia e Italia para cumplir con la DEI, sin embargo quiere acogerse a una moratoria en España.

En diciembre de 2013, tras un largo y costoso proceso de negociación en el que participaron representantes de los Estados miembros, las industrias afectadas y las ONG ambientales, la Comisión Europea publicó las conclusiones sobre las mejores tecnologías disponibles (MTD) para la producción de cloro-álcali dejando claro que las celdas de mercurio no pueden considerarse en ningún caso una MTD.

Las MTD permiten evitar emisiones muy perjudiciales para el medio ambiente y nuestra salud. “Se han invertido muchos recursos públicos para elaborar los documentos de referencia de las MTD, si ahora se incumplen dañaría la ya debilitada credibilidad de la UE, por lo que la Comisión Europea debe actuar con firmeza velando por el estado de derecho, uno de los valores de la UE” concluye Ana Barreira.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

Cookies Policy

This website uses cookies to for ease of use and navigation. If you continue navigating this website you are giving consent that you accept the use of said cookies and our own cookies policy.

ACEPTAR